La mosca de la fruta afecta a muchos árboles frutales, entre ellos al chirimoyo