Esta es, hasta la fecha, la mejor canción dedicada a nuestra fruta favorita: la chirimoya. Gilberto Torres canta con alegría y buen humor a nuestra heroína, con buen ritmo y diversión.

¿Qué os parece este tema? Buenísimo, ¿verdad?

¡Que viva la chirimoya!